Quienes somos

CHICHIRICA, LA HISTORIA DE LAS TELAS VIAJERAS


Corría el año 1850 cuando la tatarabuela creó una pequeña tienda de textiles en el centro del pueblo.

Allí ofrecía preciosas telas que viajaban miles de kilómetros hasta llegar a las sabias manos que las transformarían en coloridas faldas, elegantes camisas y suaves vestidos con airosos volantes.

Algunas de las telas procedían de la lejana Filipinas. Los habitantes del lugar solían pronunciar una palabra especial para referirse a la tatarabuela por su simpatía, cariño y gracia. Esa palabra era “Chichirica”. Así sucedió, que pasó a ser conocida como “Chichirica” por todo el pueblo. Y no sólo ella, sino también toda su familia.

La tatarabuela no lo dudó ni un momento.

¡Había encontrado el nombre ideal para su tienda! Este nombre ha llegado hasta nuestros días y sigue resonando en nuestro corazón.

Hoy, hemos querido llamar a nuestra agencia de viajes como esa pequeña tienda de la tatarabuela.

Ahora los viajes no los emprenden las telas,
sino nuestros clientes, pero mantenemos vivo el espíritu de la palabra “chichirica” en cada uno de los trayectos que gestionamos.

Estamos preparados para nuevas aventuras,
¿te vienes?

Nuestra filosofía


RAPIDEZ

OBTÉN RESPUESTA EN MENOS DE 24H
¿Necesitas cerrar una fecha concreta ahora? Ya sea para tus vacaciones o para tu viaje de empresa, te garantizamos una respuesta en menos de 24 horas. Y si ya eres cliente, cuenta con nosotros 24/7/365.

SEGURIDAD

DISFRUTA DE FACILIDAD DE FINANCIACIÓN
Consulta nuestras condiciones personalizadas: estamos aquí para que tu viaje vaya sobre ruedas.

TRANQUILIDAD

SÓLO LOS MEJORES HOTELES
Sí, podríamos ofrecerte más hoteles, pero preferimos recomendarte sólo aquellos a los que nosotros también iríamos.